miércoles, diciembre 28, 2005

LOS NIÑOS

Hay que despegar a los niños de la TV, hay que enseñarles a comer “alimentos necesarios” hay que estar con ellos casi todo el tiempo. En Nueva York se ha efectuado un estudio en centros preescolares durante medio año. Se les daba alternativas sencillas, leer juntos, juegos en grupo, pintar juntos, incluso carteles pintados con el símbolo de “no más tele” al cabo de este periodo de tiempo los propios niños eran los que pedían a sus papas que apagaran la tele y les leyeran cuentos o jugaran a escondite u otras cosas. Según los pediatras que dirigieron el estudio, afirmaron que, son los padres los que tienen teleadicción y por tanto “los chicos están más abiertos a otras posibles acciones. Lo mismo sucede en la alimentación, son los padres los que tienen que tener una buena base alimentaria. Es imposible el día de mañana, pensar que la ciudadanía será sana comiendo, cuando vemos, cual es hoy, la forma de alimentar a nuestros niños. Y lo mismo en otros ámbitos de su vida, educación, deporte, ocio, todo debe estar orientado y estudiado para una buena base educacional. La TV no es malo verla si se la designan una horas –X- a la semana. No es malo comer cada –X- tiempo unas chuches o una hamburguesa con mostaza en uno de esos establecimientos tan conocidos y de origen estadounidenses. Tampoco es malo salirse de la norma una vez cada 100, claro, que para salirse de la norma, hay que haber entrado. Demasiada manga ancha tienen hoy día nuestros peques y no es culpa de ellos, tampoco de los padres, ya que a su vez ellos tampoco fueron bien orientados. Lo más seguro es que yo tenga la culpa. Mi niñez no fue muy permisiva y mi generación parece que si lo ha sido con sus retoños. Sin embargo depende de ello el futuro próximo y es lo único que sí debemos atesorar, hijos sanos mental y físicamente, es la mejor inversión.

No hay comentarios: